libro-solo-1_72dpi

Tigueraje con Encajes 

Por Hergit “Coco” Penzo Llenas

El título Tigueraje con encajes merece una explicación, sobre todo para el lector que no ha entrado en contacto con el dialecto dominicano. Cuando se arma el tigueraje, se arma la fiesta, el desorden, el relajo. Se pone en movimiento un acontecimiento plural, gregario, espontáneo y líquido. El tigueraje es atreverse a ser. Somos exuberantes, descarados , deliciosos en su reino. También es actitud frente a la existencia misma, en tanto que es un impulso y una forma de proceder mundana, jocosa, sensual y muy atrevida, en la cual el hombre se regocija de las propuestas de la vida en el ahora. Ya que solo el ahora tenemos.
Mas al decir hombre no digo género, digo humanidad. Y es que a pesar de que el tigueraje ha sido históricamente asociado con el varón, puede ¡y es! territorio femenino. Para expresarlo a través del prisma de la mujer, he querido adornarlo con encajes, lo mismo que se adorna el traje de una novia o las prendas interiores más cercanas a la piel.

  • #1
    En Poesia Gay
  • #1
    Millon de Copias
¡Cómpralo Aquí!
$9.59

Te conecta directo a Amazon 

Hergit “Coco” Penzo Llenas

Desde muy temprana edad me llamaron piquito de oro, que es el apodo que le adjudican en República Dominicana a la gente que habla hasta por los codos y/o aquellas que suelen tener una respuesta para todo.

img_2663-2Tener el pico de oro me dio la oportunidad de ganar un concurso en el año 1997 cuyo propósito era encontrar una lectora de noticias para la primera televisora fundada en Santiago de los treinta Caballeros, mi pueblo natal. La nominación al puesto por parte del Canal 7 Cibao me convirtió en la voz noticiosa más joven, hasta esa fecha, en la historia de la televisión dominicana.
Pero como toda moneda tiene dos caras, al otro lado de mi celebrada precoz locuacidad, se encontraba una madeja de problemas que provocaba mi incapacidad para discernir con tacto y prudencia qué decir y qué callar. Esta habilidad, característica en los adultos más que en los niños, no la adquiría hasta aproximadamente los trece años, cuando traumatizada por los líos que armé sin premeditación, adopté como mantra la expresión “mejor no digo nada”. La época del mejor no digo nada dio a mi ofuscada mamá un merecido respiro y a mí la ocasión de sumergirme en la lectura.
Leer se convirtió en mi religión y, también, en mi refugio. En consecuencia, los jóvenes de mi círculo que leían se convirtieron en mis amigos. Todos sin un centavo, nos hacíamos llamar el Colectivo de Artistas Ideas. Una o dos veces por semana en Casa de Arte dónde consumíamos y comentábamos -como si supiéramos de lo que estábamos hablando- las novelas del boom latinoamericano, las películas merecedoras del Oscar, la nueva trova cubana y la lírica de las canciones de John Lennon.
A este grupo, y en especial a José D’Laura, debo mis primeros poemas, mi primera aparición en una producción radial y mi primera crítica cinematográfica publicada en la prensa. No obstante, este impulso temprano no bastó. Sí hubo quienes creyeron en mí, aunque me faltaba creer en mí misma. El proceso de encontrarme ha sido un verdadero peregrinaje, en la búsqueda me fui de Santiago a Paris, de Paris a New York, de New York a Miami, de Miami a Las Vegas, de regreso a la universidad y de vuelta a la Florida. Al final, aprendí que lo que necesitaba hallar, estuvo siempre conmigo.  

60

Páginas 

1.5m

Lectores

43’800

Horas trabajadas

1’500

Cafes

16’187

Facebook

Los Primeros Poemas

Son Gratis

La lectura de un libro nuevo puede ser emocionante, pero a veces también decepcionante… Vea nuestra muestra GRATIS – de las tres primeras páginas del libro” Tigueraje con Encajes,” lo cual le dará la oportunidad de entender si esta estos poemas son o no de gusto.

PONGA SU CORREO ELECTRÓNICO
Y RECIBA LA 1º POESIA GRATIS
e-mail
Coloque su correo electrónico aquí para recibir la primera poesía del libro “Tigueraje con Encajes” GRATIS!

Conoce a la Autora

Una Mirada a Tigueraje

Canvas en Azul
Canvas en Azul

Mirando desde la orilla mis ansias de pronto azul de mañana estabas tú destrepando mis montañas blancas faldas, tope azul cuesta abajo hacia mi sur en busca de una quimera o hasta alcanzarme la luz.

Lee más
Laissez-faire
Laissez-faire

Destetada por el viento hoja soy sobre un cauce gigantesco que, aunque lo quiera yo o no continúa y continúa rebosándose, fluyendo. Largo rato hoja y vida en perpetuo movimiento peleándole al descontento.

Lee más
Tu Vacío
Tu Vacío

El veinte cinco de septiembre te invoco, Gra un ramo de humanidad no mi nana, mi abuelita y un refugio terrenal. No Graciela, sino Gra’ por corto y por cariñoso un mantra que despertaba el bien en todos nosotros.

Lee más
¡Síguenos en las redes sociales!
¡Comparte con tus amigos!